Sigue la novela de Alexandra, Mozart y Dalisa

 


“Mi hija es sagrada; yo soy una persona tranquila, muy pacífica, no me meto con nadie; ustedes no me ven a mí ni siquiera mencionando nombres; pero con mi hija no, o sea con mi hija no; que vuelva y lo haga de nuevo, ay Dio mío, deja yo callarme…”. (Seguir leyendo aquí…)

También chequea el siguiente contenido relacionado:

Uncategorized

¿Tú que opinas? Cuéntalo aquí:

Calientes
Video: la nueva Miss Universo diciendo “de lo mío” y “klk”
La actriz porno más buscada del 2019
Zoila Luna y la falta de respeto de las funerarias
En vivo: Fiesta empleados Grupo Telemicro
Lo que dicen familiares y vecinos de mujer atropellada por su compañero
El banco le depositó US$37 millones por error
Retienen periodistas hasta que Danilo diera una vuelta
Licey y Escogido pasan al Round Robin
La PN captura a 6 por subir estos videos en las redes
Así amaneció Constanza