“Estoy muerto de la cintura pa’ bajo, que Dios lo perdone”

Nueva York.- El dominicano Franklin Cedano, con varios hijos y un trabajador incansable, quedó paralítico de ambas piernas y de por vida, pero da gracias a Dios por no haber sido asesinado por el tirador que abrió fuego en la intersección de las avenidas Tompkins y Bedford Stuyvesant en Brooklyn, el miércoles de la semana pasada, a las 7:50 de la noche. (Seguir leyendo…)

Nueva York

¿Tú que opinas? Cuéntalo aquí:

Calientes
Resultados de las elecciones
Aviso a Beneficiados del programa 'Quédate en Casa'
Sandra Berrocal le da una galleta a DJ
Reportan un muerto y tres heridos
Quédate en Casa: Consulta tu cédula
LUIS, PRESIDENTE.
Sesión de fotos en el mar sale mal
¡’Ta cogío! Ladrón de Junta Electoral de Santiago
Vanessa Guillén fue asesinada con un martillo y descuartizada con un machete
Viral – Diputada mexicana bailando vaina de El Alfa