Tragedia de boxeadores latinos [Hay varios dominicanos]


Carlos_teoPor Orlando Holguín

La pelea que más nos motivó, fue la de Roberto Mano de Piedra Durán y Sugar Ray Leonard, el 20 de junio de 1980,  ganándola Mano de Piedra. Hasta los niños, con todo y que no había tantos medios, gritaban en las calles el nombre del panameño.


El 25 de noviembre del mismo año vino la revancha y el famoso “No Más” de Durán. Desde entonces, perdimos la confianza  en el boxeo, enterrándolo definitivamente cuando declararon al mismo Sugar Ray ganador ante Marvelous Marvin Heagler, en su combate del 6 de abril de 1987.

Aparte de las tantas peleas que manchan el boxeo, hemos visto cómo varios púgiles latinoamericanos, unos más famosos que otros, han tenido un final trágico.

Salvador Sánchez. Mexicano. Considerado uno de los mejores boxeadores del siglo XX. Murió el 12 de agosto de 1982, cuando su Porsche se estrelló contra una camioneta a las 3:35 de la madrugada. Tenía apenas 23 años.

Carlos Monzón. Argentino. Muy carismático. Lo ubican en el lugar número 11 entre los mejores boxeadores libra por libra de todos los tiempos. Ya retirado, vivió un pasaje muy trágico. Su esposa murió al caer del balcón de su casa. Acusado de homicidio, lo condenaron a once años de prisión. En una salida permitida, encontró la muerte el 8 de enero de 1995.

Alexis Arguello. Nicaraguense, tres veces campeón mundial. Fue encontrado muerto el 1 de julio de 2009. Su muerte, aunque deja algunas dudas, fue declarada como suicidio.

Edwin Valera. Venezolano, campeón mundial del Peso Pluma y Ligero. Se suicidó el 19 de abril de 2010 en la cárcel, donde permanecía por haber ahorcado a su esposa Jennifer Carolina Viera el día anterior a su muerte.

Carlos Teo Cruz. Dominicano. Campeón mundial del Peso Ligero. Murió cuando el avión de Dominicana de Aviación, minutos después del despegue, cayó en el Mar Caribe, el 15 de febrero de 1970. En el accidente fallecieron también la esposa y el hijo de Teo Cruz.

Fausto Ceja Rodríguez. Uno de los más carismáticos deportistas dominicanos de todos los tiempos. Falleció el 14 de agosto de 1977, al deslizarse su auto en la autopista Las Américas. Su popularidad se compara con las de Sammy Sosa y Pedro Martínez.

Eleoncio Mercedes. Dominicano. Campeón Mundial de los Pesos Moscas. Murió en 1985, cuando un policía le disparó. Supuestamente el boxeador le había sacado un arma al agente.

Pedro Julio Nolasco. Fue el primer deportista en dar a la República Dominicana una medalla olímpica. Ganó bronce en la categoría Peso Gallo, en los Juegos Olímpicos de los Ángeles 1984. Murió el 15 de septiembre de 1995, al ser asaltado en su propio hogar.

Héctor Macho Camacho. Controversial, pero a la vez carismático boxeador boricua. Macho Camacho llegó a ser campeón mundial del Peso Ligero y Ligero Jr. Murió al recibir un disparo en circunstancias aún no esclarecidas el 22 de noviembre de 2012.

Edwin “El Chapo” Rosario, de Puerto Rico. Preso por consumo de sustancias prohibidas. Murió de un edema pulmonar el 1 de diciembre de 1997. Esteban de Jesús, puertorriqueño. Fue declarado culpable de asesinar a un joven de 17 años de edad, por una disputa de tráfico. Murió afectado de sida el 11 de mayo de 1989.  Agapito Sánchez, dominicano.  Murió el 15 de noviembre de 2005. Un oficial de las fuerzas Armadas le disparó dos veces. Finalmente, Diego Corrales, estadounidense de padres latinos. Murió el 7 de mayo de 2007, mientras conducía su motocicleta  en Las vegas.

¡Descansen en Paz, estos grandes deportistas!

Sigan a Orlando Holguín por @Kecolmado

Publicado en Uncategorized
Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 162.892 seguidores